Fotja

D.O. Montsant

El Fotja de Ferré i Catasús cuenta que desde los inicios de la historia, en las tierras de la D.O. Montsant han convivido en armonía la actividad humana y el respeto por el medio ambiente. Incluso en el ámbito espiritual, ya que la sierra del Montsant ha sido, y en cierto modo sigue siéndolo, refugio de personas que han cultivado la dimensión espiritual en sus vidas. Como los eremitas que, haciendo honor al nombre de la sierra, la han poblado desde el siglo XII.

La D.O. Montsant es una tierra donde el paisaje y el vino han ido juntos de la mano durante siglos, y donde hasta los viejos viñedos tienen una Historia en mayúsculas para explicar. Una Historia que, con entusiasmo renovado, marcha hacia el futuro. Y todo ello se puede apreciar en la mezcla de las variedades de esta denominación, su crianza en barricas de roble Francés y toda la fuerza que aporta la Licorella.

Ver
notas de cata